Defensa pública penal, pautas y recomendaciones

Jorge Arturo Valle Haro

Resumo


Todas las personas acusadas de la comisión de un delito y sujetas a algún procedimiento penal tienen el derecho de ser representadas, asesoradas y defendidas por un abogado en todos los actos procesales, desde su misma detención hasta en la ejecución de una eventual condena. Así, cuando la persona acusada carece de los medios necesarios para contratar los servicios de un defensor particular nace la obligación del Estado de proporcionar una defensa técnica y gratuita, que haga efectivas todas las demás garantías penales y procesales que le asisten al imputado.

Palabras Clave: Defensa penal; defensa pública; defensoría pública; criminalización selectiva; principio de continuidad de la defensa.


Texto completo:

PDF


Direitos autorais 2016 Amicus Curiae

B2: Educação

B3: Serviço Social

C: Direito 

 

ISSN 2237-7395

 

Editores:

Lucas Machado

Gustavo Borges